Últimas reseñas

6 de mayo de 2016

Aprendamos sobre #4: Novela negra y subgéneros



Siempre se ha pensado que los géneros literarios eran permanentes y tenían unas reglas fijas, pero la realidad es muy diferente ya que las reglas se van adaptando a los nuevos movimientos, así como a las nuevas generaciones.
Dentro de un género muy amplio podemos encontrar subgéneros y este es el caso de la novela negra.

La novela negra fue definida por Raymond Chandler en su ensayo El simple arte de matar (1950) como un tipo de novela que escenifica el mundo profesional del crimen.
Este tipo de novela presenta una ambientación asfixiante por el miedo, la violencia, injusticia, inseguridad y corrupción desde el poder político reflejado en las primeras décadas del siglo XX. El desarrollo de la acción es rápido, movido y violento. La motivación de los crímenes suele ser la debilidad humana, como la rabia o las ansias del poder.

Se difundió originalmente a través de revistas de papel barato y lo leían principalmente los trabajadores, por lo tanto el tipo de lenguaje no contenía florituras ni nada que dificultara el argumento de la novela.

Así pues dentro de este tipo de género, podemos encontrar muchas vertientes que tienen algunas características del género.

Un gran subgénero es la novela policíaca, el tema principal será resolver un enigma criminal, el protagonista deberá utilizar su razonamiento y la observación para resolver el problema que se le presente. Además, este tipo de novela posee una habilidad especial para retratar problemas morales, sociales y colectivos con un elevado nivel de conciencia crítica. El creador de este tipo de género no podía ser otro que Edgar Allan Poe con su obra Los crímenes de la calle Morgue. Otros autores que podemos destacar en este género son Agatha Christie y Artur Conan Doyle.

El subgénero thriller hace referencia, en español, al género de suspense y viene siendo una mezcla de novela policíaca y novela negra. En este, las aventuras son lo más importante, es decir, el entretenimiento y la acción y cuanto más dura sea mejor. Autores conocidos por escribir en este género son Ken Follet con El tercer gemelo o Stieg Larsson.

El subgénero de novela de suspense sería la novela narrada desde el punto de vista de la víctima, es decir, el autor pondrá a un personaje en peligro y jugará con él incrementando la tensión y creando precipitación en los acontecimientos. La característica principal es que el tiempo va aumentado su rapidez y siendo más frenético cada vez.


¿Queréis añadir algo más? ¿Os gusta este género?

5 comentarios:

  1. Es uno de mis géneros favoritos, sin duda. Aunque yo suelo denominar a todo thriller, ahora intentaré ser más exacta en las denominaciones. ^^

    Un besazo.

    ResponderEliminar
  2. Me ha encantado esta entrada! A mi es de los géneros que sin duda a la hora de leer más disfruto, y yo lo noto por que me poco atacada cuando van pasando las cosas, me encanta.
    Besotes

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola!

    Pues muchas gracias por la aclaración, la verdad es que sí que tenía un poco de lío entre novela negra, novela policíaca y thriller xD

    ¡besos!

    ResponderEliminar
  4. Hola!
    Me ha encantado la entrada porque siempre se me hace lío con estas pequeñas diferencias. Pues a mi la novela policiaca no me gusta demasiado pero el thriller sí, asi que no se xD
    Agatha Christie no me gusta y todo ese asunto de detectives que resuelven mágicamente sus enredos como Sherlock Holmes no me convence. Por ahí cuando son casos más realistas si me gustan más ^^
    Besos!

    ResponderEliminar
  5. Muchas gracias por esta aclaración, la verdad es que ha sido muy interesante ^^
    Un beso :)

    ResponderEliminar